lunes, 22 de noviembre de 2004

Hipotecas

No es la primera vez que me llama la atención algún titular referido al mercado inmobiliario. Y los signos de alarma se multiplican. El banco Barclays ha advertido de la posibilidad de una caída de los precios de la vivienda en el Reino Unido. Allí también la burbuja inmobiliaria y el endeudamiento de las familias van parejos. Pero hay algo que me preocupa. No hace mucho más de 30 años (lo recuerdo todavía) el Reino Unido cambió su moneda para adecuarla al sistema métrico decimal. El cambio, bastante menos traumático que el del euro, trajo no obstante un claro ascenso de la inflación y muchos problemas para la clase trabajadora, porque entonces, como hoy, la crisis del petróleo contribuyó al encarecimiento de bienes y servicios. Aún estoy por leer (y de verdad que me gustaría) algún análisis comparativo de aquellos tiempos y éstos). Porque el impacto real del euro + petróleo + inestabilidad + ladrillos está por ver en nuestras economías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario