jueves, 30 de junio de 2005

Niégalo otra vez, Sam

Ay. Qué pereza me da hablar de lo obvio, de ese Federico Trillo negando toda evidencia, toda responsabilidad en el accidente del Yak-42. «Aznar no me aceptó la dimisión», dice. ¿Y por qué aceptó entonces la de su ministro de Trabajo Manuel Pimentel?
Federico Trillo es miembro de la organización Opus Dei. La lectura de cualquier biografía del beato fundador, o la experiencia de trabajo con otros miembros explica esas actitudes. Es un totalitarismo primordial, no ideológico o religioso, que también, sino celular, mamado desde la cuna y con las primeras hostias.
Niega la evidencia, indígnate santamente, el responsable no eres tú, sino el altísimo, vienen a decir, estupefactos porque un padre o una madre al que le han matado un hijo por escatimar o por no actuar con diligencia, les reproche.
Qué vergüenza y qué cobardía.

jueves, 23 de junio de 2005

Una firmita, que no cuesta ná

Veo desde Escolar una carta en línea para exigir la efectiva separación entre la iglesia católica y el Estado. Venga, una firmita y que el que quiera religión que se la pague. No hay más que ir a Concordato.org

martes, 21 de junio de 2005

Sin reloj

Llevo un par de semanas prescindiendo del reloj de pulsera. En los últimos meses se me ha olvidado más de una vez, lo que no solía sucederme casi nunca. Pero en los últimos tiempos lo dejo deliberadamente, no porque no tenga necesidad de él, de medir el tiempo, sino porque ya llevo uno con el móvil ¿para qué otro?
No recuerdo, más allá de la inevitable referencia a la primera comunión desde cuándo llevo reloj en la muñeca. Pero si sé que me he cansado un poco de llevarlo. A lo mejor me he cansado del tiempo. No sé. A medida que cumplo años, que el tiempo pasa, me voy acostumbrando al relevo, a la inevitable desaparición de los mayores.
Nunca me había pasado esto. Ha muerto el escritor Larry Collins. Es el primero de mis entrevistados que se muere. Un señor muy agradable, al que conocí en una cervecería de la plaza de Santa Ana.
No recuerdo mucho de la conversación, sí del fotógrafo que me acompañaba, de pedir un refresco, de la grabadora... En alguna carpeta estarán los papeles de su entrevista, a cuenta de un libro que no leí y del que ya no sé ni el título. Qué viejo me siento. Se me mueren hasta los personajes entre las páginas.

viernes, 10 de junio de 2005

Homenajes

Pocas reflexiones o, más bien, pocas oportunidades de reflexionar por escrito y unas pocas más de disfrutar de la realidad solo mirándola. Sólo ayer me llamó la atención el homenaje a Adolfo Suárez de un programa de radio. Están bien los homenajes en vida, pero sigo pensando lo mismo que cuando se publican necrológicas: no se pueden obviar las sombras. Y Suárez, convertido ya en un simpático abuelito que «inventó la democracia» como dicen los niños en las encuestas televisivas, tiene sombras. Tiene actuaciones dicutibles, planes deleznables y hasta muertos durante sus gobiernos. Tuvo ministros como Martín Villa, hoy reconvertido en gran y eficaz gestor de Prisa, que mandaba la policía de 1976; y también a Fraga, el incombustible. A propósito de éste, lo mejor de la campaña gallega está aquí.

lunes, 6 de junio de 2005

Resaca pos manifestación

Un divertido relato de la manifestación del PP -aunque convocada por varias asociaciones de víctimas del terrorismo- contra el gobierno es el de prosopopeyo.

Y los problemas de matemáticas de algunas víctimas del terrorismo son muy interesantes.

Aunque lo más delirante es que la derecha reclame al Gobierno que escuche lo que le dicen en la calle.

viernes, 3 de junio de 2005