lunes, 23 de enero de 2006

La generación del Estatut

De lo poco inteligente que se ha dicho en estos días sobre el proyecto de estatuto de Catalunya figura entre mis lecturas un artículo de Luis Yáñez, ahora diputado en Europa, (ése que los graciosos de la derecha llamaban gafe) publicado en El País del sábado 21 de enero (€)
«creo percibir una cierta incomprensión generacional de los que mandaron con los que mandan ahora» «No puedo creer que la propuesta de nuevo Estatuto [...] sea el capricho de alguien o (Maragall) o la imposición de otros (ERC)» «¿No es más razonable pensar que, al margen de su literalidad, responde a una necesidad de desarrollar la Constitución, 25 años después de ser aprobada?»

Y la mejor:
«Es lógico y esperable que el PP intente impedir el éxito de Zapatero con el Estatut, [...] pero algunos experimentados dirigentes socialistas de los ochenta no deberían caer en esa trampa».

No me gusta el ya-lo-decía-yo, pero la política lleva desde la transición arrastrando un problema generacional, que se manifiesta en muchos comportamientos, como por ejemplo en el Ejército.


Y algunos autores, como Eduardo Subirats llevan tiempo denunciándolo con cierta soledad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario